TENDENCIA ECONÓMICA No. 178

Encuentre en esta edición:

  • Editorial: Sobre la modificación de la tasa de usura.

En días pasados, el gobierno acortó el periodo de referencia para el cálculo de la tasa de interés de usura, la cual a partir de ahora se ajustará mensualmente. La medida se tomó para ayudar a que la tasa de usura responda más rápidamente a la reducción en la tasa de política del Banco de la República e impulse por esa vía una caída más acelerada en las tasas de interés de mercado.

Las reacciones ante la modificación en la tasa de usura han sido diversas. Algunos sectores la han criticado por considerarla insuficiente. Para otros, en cambio, las modificaciones introducidas generan un efecto perverso al reducir el acceso a crédito formal por parte de los deudores más pequeños y de mayor riesgo, lo cual a su vez tiene costos sociales que pueden superar el beneficio de contar con menores tasas de interés para los que sí acceden a financiamiento formal.

En efecto, la reducción en la tasa de usura que se deriva del nuevo método de cálculo puede inducir a algunos prestamistas a restringir su oferta de crédito especialmente para los hogares y las pequeñas empresas, que son quienes típicamente se enfrentan a dificultades de acceso al financiamiento cuando existen topes a las tasas de interés. Así, aquellos a quienes se quiere beneficiar con menores tasas de interés pueden terminar sin acceso al crédito o teniendo que recurrir a prestamistas extrabancarios que típicamente cobran intereses muchísimo más costosos que los del sistema financiero formal.

A pesar de la aparente simetría del mecanismo de fijación de la tasa de usura, su impacto es muy diferente cuando las tasas de interés de mercado se mueven hacia abajo que cuando se mueven al alza. Al constituir un tope máximo, una reducción en la tasa de usura obliga a ajustar de manera inmediata las tasas de interés de todos los créditos vigentes cuyas tasas contractuales fueran superiores. Un aumento en la tasa de usura, en cambio, no permite aumentar las tasas contractuales ni aquellas a las que se llegó por reducciones previas en la tasa de usura. En este sentido, los ajustes más frecuentes en las tasas de interés de usura genera una asimetría que puede reducir la oferta de crédito del sistema financiero.

A largo plazo, sería deseable avanzar en el proceso de remover los topes a la tasa de interés y promover en cambio la competencia entre las entidades financieras como mecanismo de estímulo para que las tasas de interés sean más bajas y a la vez, el acceso al crédito sea mayor y más fácil para todos los potenciales deudores.

 

  • ACTUALIDAD: Crecimiento Regional: discrepancias y retos.

El crecimiento del Producto Interno Bruto (PIB) del país evidencia un comportamiento heterogéneo entre sus distintas regiones. Las discrepancias en el crecimiento económico de los departamentos se explican en parte por disparidades de la participación de los sectores en la producción, consecuencia de características geográficas y de otros factores idiosincráticos de cada una de las regiones.

En este artículo de Actualidad presentamos las cifras de crecimiento a nivel regional y examinamos el desempeño de los diferentes territorios del país durante la última década, centrando la atención en los últimos tres años (2014-2016), con el objetivo de identificar cuáles regiones se vieron afectadas por la crisis minero-energética.

Aquellas regiones que concentran su crecimiento en sectores particulares, como el caso de la región Oriental con el sector de explotación de minas y canteras, tienen variaciones más volátiles en el ciclo económico.  Por el contrario, regiones como la Caribe, la Andina y la Pacífica tienen una actividad económica más diversificada y por ende, ciclos de crecimiento más estables y sólidos. 

 

  • Coyuntura Macroeconómica.

De acuerdo con los datos del PIB por fuentes de demanda, durante el segundo trimestre de 2017 el gasto de consumo público registró una variación de 4,2% y el de consumo de los hogares creció apenas 1,5%.

Tanto el Índice de Confianza Industrial como el de Confianza Comercial mostraron reducciones en julio con respecto al mes anterior y al mismo mes del año anterior.